The Miseducation of Lauryn Hill

El icónico disco cumple 20 años y Ms. Lauryn Hill viene a recordárnoslo.

¡La Ex-Fugges, Ms. Lauryn Hill regresa a Buenos Aires! Luego de dos años de aquella presentación en el Movistar Fri Music, una de las raperas más respetadas de la historia pisa tierra argentina para traernos su gira de celebración de los 20 años del “The Miseducation of Lauryn Hill”, por ello (y por necesidad melómana) les voy a contar de uno de los discos más importantes del hip-hop.

Tenía 15 años cuando conocí a Lauryn, y lo digo así porque todo aquel que se encontró con “The Miseducation” y se enamoró (como yo) tuvo en sus manos un poco de ella, yo la conocí y ella me descubrió, al poco tiempo hicimos compromiso. “The Score”, de los Fugges, fue una parte necesaria de los noventa, pero nada se compara con lo que vendría ese 1998 en el mundo del soul, r&b y el hip-hop; un clásico game changer, que más allá de las disputas posteriores por los derechos, autoría o creatividad, nos marcó y nos cambió, yo compré el CD un día cualquiera lleno de expectativas y vaciando mis bolsillos. De primera la portada me llamó, una silhouette ala Bob Marley destinaba a ser un clásico y vaya que lo es, un disco eterno que acá les explico.

Intro

Timbre escolar y un acorde en la guitarra, pasando la lista entramos a la escuela donde seríamos enseñados acerca del amor, la esperanza y el karma, una Lauryn Hill ausente se aparta para darnos cátedra de lo que mejor sabe hacer, escucharíamos de estas charlas interlúdicas de Baraka durante todo el disco, it’s all about schooling.

Lost Ones

El hip-hop se siente de entrada, L Boogie rapea “It’s funny how money change a situation, miscommunication lead to complication, my emancipation don’t fit your equation”, escrita claramente para su ex pareja (profesional y emocional) Wyclef Jean, fue su oportunidad para sacar todo lo que tenía por dentro al separar a Fugges en su momento de gloria, la forma en que sus palabras entran en cada beat de forma tan natural es escalofriante, hace ver al juego tan fácil, samplea a Boogie Down Productions y al clásico “Bam Bam” (1982) de Sister Nancy (mucho antes de que un desgastado Pablo-era Kanye West lo repitiera) Lauryn se muestra a sí misma apenas arranca el disco, ya no existe esa figura creada por el marketing, es cruda, es real y está en tu cara.

“Consequence is no coincidence, hypocrites always wanna play innocent”

Ex-Factor

Nada es tan perfecto como este tema, Lauryn es declarada la reina del Neo-Soul en pocos minutos, es amor y dolor en frases que se solapan una encima de la otra como un sentimiento que no logras contener, nos recuerda a una Aretha Franklin en su forma más pura. Si en Lost Ones le hablaba a su ex compañero desde un punto de vista laboral, ahora lo hace desde el corazón, del amor que falló en el camino, de esas ganas desesperadas de un dame… por favor dame.”, con un exquisito sample de Wu-Tang Clan “Can it all be so simple”, Ex-Factor duele, y duele mucho. Hill inspira y desgarra con cada frase, imaginen tener 15 años y sufrir de amor, cuando sientes el mundo derrumbarse por una historia que hoy día ya ni siquiera recuerdas. Si Wyclef jugó con los sentimientos de Hill y dio fruto a este tema, entonces valió la pena.

“You said you’d die for me, why won’t you live for me?”

To Zion (Ft. Carlos Santana)

Tal vez el tema más sentimental del disco, un drum roll latinoso y una guitarra melancólica de un tal Carlos Santana (con quien después colaboraría en su disco “Supernatural”) da inicio a una balada intensa, cuenta la historia de la llegada de su primer hijo: Zion, hijo de Rohan Marley (descendiente directo del mismo Bob) y de cómo las voces que intentaron incitar a Hill a terminar el embarazo y enfocarse en su carrera, afortunadamente L. decidió seguir el camino de su cuerpo y nos cuenta en un gospel-soul la alegría de su elección, es un tema dramático de brazos abiertos, de alabanza a Dios y de una fuerza espiritual única, que crece hasta volverse imparable, es el amor de madre camino a la tierra sagrada.

“How beautiful if nothing more, than to wait at Zion’s door

I’ve never been in love like this before.”

Doo Woop (That Thing)

La amalgama perfecta de la Lauryn rapera y cantante, el primer corte promocional de The Mis’, fue un éxito en ventas, premios y sonó en todas las emisoras, un advise song en tono retro ala Motown como una Aretha cantando RESPECT, Hill advierte a hombres y mujeres acerca de “that thing” que todos quieren y pocos aprecian, el sample era de una canción de 5th Dimension y el hook era cantado por la misma Lauryn, con un James Poyser en las teclas, es un tema para levantarse a bailar mientras Hill cierra la brecha entre el street y el soul.

“Girlfriend, let me break it down for you again, 

you know I only say it ‘cause I’m truly genuine.

Don’t be a hard rock when you really are a gem.”

Superstar

“Hip-hop started out in the heart, now everybody tryin’ to chart.” Así comienza un r&b personal, Hill se encuentra debatiendo la realidad de ser una estrella y la falta de espiritualidad en el arte, el hip-hop solía tener un mensaje, era creativo e inspirador, desde el inicio Miseducation era la “verdad de Lauryn”, tal vez en este tema podamos conseguir pistas acerca de la desaparición posterior de Hill, solo tal vez; lo cierto es que la presencia de The Doors en su “Light my Fire” calza a la perfección en un vaivén político/espiritual. La última estrofa rapeada no tiene desperdicio.

“Just as Christ was a Superstar, you’re stupid, star!

They hail you then nail you, no matter who you are”

Final Hour

Acá vemos a una Lauryn circa Fugges en un tema con un beat 100% original, grabado con instrumentos en vivo (incluyendo una sección de vientos) un rap juicioso donde Hill advierte las elecciones de la vida y el tema recurrente en el disco acerca del karma, la palabra de Dios está presente y el juicio final vendrá para todos, así que no pongas palabras en tu boca que luego no puedas sostener. Versos complicados, agresivos, densos y cadencias demuestran a Hill como the queen of the joint.

“But it ain’t what you cop, it’s about what you keep, 

and even if there are leaks, you can’t capsize this ship

cause I baptize my lips every time I take a sip.”

When it Hurts so bad

Cada vez que Lauryn es honesta se vuelve imparable, la intensidad de una ruptura y la sinceridad al hablar de ella la empodera, la música ayuda a sanar y L. sana y con su manto de voz dulce como bálsamo para nuestras heridas, no hay miedo al cantar, solo fuerza para sobreponerse. Un tema que para muchos es solo uno más, para mi es un testamento del dolor perfectamente ejecutado, vivimos dentro de la canción y estamos seguros de que al pasar sus cinco minutos y cuarenta y dos segundos, nos sentimos mejor.

“But who-ever knew the voodoo you’d do”

I Used to Love Him (Ft. Mary J. Blige)

Uno de los dos platos acompañados e intensos del Miseducation, Hill hace dupla con otra de las grandes del género: Mary J. Blige, en un Neo-Soul con un increíble sample de Raekwon, una vez más dando terapia musical ante una relación, las voces de las divas se interponen en estrofas dolorosas de mujeres poderosas, es un manifiesto de la reclamación del amor propio opuesto al de una pareja, es la fuerza interna recuperada una vez más. Es fácil sentirse identificado con las letras de Hill, siempre honesta y siempre humana.

“I chose the road of passion and pain.  Sacrificed too much and waited in vain”

Forgive them Father

Grabada en Tuff Gong Studios de Bob Marley en la ciudad de Kingston, Forgive them es un poderoso tema, una especie de reencarnación del “Concrete Jungle” del mismo Robert Nesta, y acompañado en la guitarra por un joven Julian Marley. “You hear me speak and think I won’t take it to the streets, I know enough cats that don’t turn the other cheek”, rapea Hill recurriendo una vez más al plano bíblico, el perdón de Dios y la empatía ante aquellos que fallaron en el camino, un hook sencillo, espiritual y una fusión dancehall con la invitada Shelly Thunder dando lecciones de vida.

“A friend once said, and I found to be true. That everyday people, they lie to God too

So what makes you think, that they won’t lie to you?”

Every Ghetto, Every City

Un Funk-Soul muestra a la poesía callejera de Lauryn mientras nos cuenta una autobiografía de cinco minutos de sus primeros años en South Orange, New Jersey, se siente una influencia de Stevie Wonder (incluso parece nombrar al clásico “I Wish”) en los coros del tema, Hill es una natural storyteller, la sabiduría nostálgica mientras pasa de la niñez a la juventud y como cada ciudad la lleva de regreso a casa, un tema positivo a pesar de los tropiezos del camino en su vida.

“Back when Doug Fresh and Slick Rick was together

Looking at the crew, we thought we’d all live forever.

 Nothing Even Matters (Ft. D’Angelo)

El pianista James Poyser introdujo a Hill con D’Angelo mientras grababan el increíble “Voodoo” (2000), juntos crearon esta love song al estilo de Roberta Flack, inspirada en la relación de Lauryn con Rohan Marley y un amor que todo lo puede y convierte el resto de la vida en algo irrelevante. La forma en que las voces fluyen en el tema es casi mágico, años después sería simulado por Alicia Keys y Maxwell en “The Fire we Make”, es un r&b suave, sexy e intenso, de velas encendidas para una noche larga.

“You’re part of my identity

I sometimes have a tendency to look at you religiously.”

Everything is Everything

El cuarto single del disco, un hip-hop con una onda sesentosa de soul con un desconocido John Legend en el piano, Lauryn habla de la lentitud del cambio y de lo positivo de aceptarse a si mismo tal cual es, Everything es la injusticia de una sociedad que todavía no ha visto lo peor de si misma, Hill mezcla lucha callejera con referencias bíblicas, Miseducation is all about love, amor propio, amor a dios y amor al cambio. Dato importante: este tema como un par más, fue co-escrito por Johari Newton, quien sería uno de los cabecillas en la demanda por los derechos de co-autoría del disco de Hill, la misma sería resuelta fuera de las cortes.

“I wrote these words for everyone, who struggles in their youth

Who won’t accept deception,  in instead of what is truth”

The Miseducation of Lauryn Hill

El último tema oficial del disco y cuyo nombre da título a esta gema de 1998, el término miseducation (mala educación) no se refiere literalmente a un problema escolar sino a la búsqueda de las aspiraciones y sueños propios y no los impuestos por alguien más para ti, es un tema de movimiento, crecimiento e inspiración; y como toda educación esta también es seguida por una graduación, donde el pensamiento positivo y la fe en Dios puede ayudar a superar cada obstáculo, todo es Dios y todo soy yo. Es un tema intenso, que se vuelve más significativo con el tiempo y más doloroso ahora al recordar la desaparición posterior de Hill.

“And deep in my heart, the answer it was in me

And I made up my mind to define my own destiny”

– – – – – – – – – – – –

Can’t Take my Eyes Off of you

El primer bonus track del disco, cover del conocido tema de Frankie Valli and The Four Seasons de 1967, canción nominada a los premios Grammy como Mejor Interpretación Femenina de Pop, una versión llena de soul y alegría perfectamente plasmada por Lauryn, éxito radial, cantada por todos y todavía una de las favoritas de muchos e incluso tal vez, mejor que la versión original.

“You’re just too good to be true

Can’t take my eyes off of you”

Tell him

Amor, paciencia y luz, Lauryn puso todo en su música y el disco termina así mismo. Una nota vulnerable en un soul de corte desgarrador pero al mismo tiempo dulce, es suave y esperanzador, tal vez dedicado a Dios, o tal vez a un amor pasado. Ahí está ella, sincera siempre, si en la época Fugges no te conocíamos, en Miseducation te mostraste completa y desnuda para nuestro consumo, que forma de terminar una hora y diecisiete minutos de hace 20 años.

“Now I may have wisdom and knowledge on Earth, 

but if I speak wrong then what is it worth

See what we now know is nothing compared, 

to the love that was shown when our lives were spared”

– – – – – – – – – – – –

Miseducation es una declaración de independencia de Lauryn Hill, un documento cerrado acerca del amor que se expande cada vez que lo escuchamos, desde las conversaciones de aula de Ras Baraka en cada interludio, del amor inocente e infantil, hasta la vulnerabilidad cruda de una artista que no le tuvo miedo a romper los estereotipos del éxito, el hip-hop no es solo calle, es amor, es religión, política y reclamo. El Neo-Soul tuvo un hito en Miseducation, es un testamento de negritud desde el punto de vista femenino destinado a romper paradigmas y probar que el futuro tiene forma de mujer.

Musicalmente impecable, samples justos, instrumentación en vivo y colocó el talento de Lauryn como una Supreme MC, L. Boogie entró a los estudios de Tuff Gong en Jamaica y salió Ms. Lauryn Hill, como cantante y rapera, nos hizo verla con más admiración y nos hizo extrañarla mucho más luego de esto.

Todos sabemos lo que pasó después, años difíciles, desaparecidos, un unplugged sorpresivo (y honesto), problemas con la justicia y conflictos con los escenarios, demandas y polémicas, todo eso hace a Miseducation aún más especial, porque sabemos que no se repetirá. Miseducation es la evidencia (tan cierta como sepamos) de que la música tiene un propósito; que cuando es sincero puede mantenerse con el paso del tiempo, Lauryn Hill no hará otro disco como este, pero éste… siempre será una relevante obra maestra.

– – – – – – – – – – – –

Nuestra superstar llega a la ciudad el próximo 1ro de mayo del 2019, y la cita es en el mítico Luna Park donde presentará “The Miseducation of Lauryn Hill World Tour” de la mano de Muba Producciones.

Las entradas ya están a la venta a través del sistema TicketPortal, y demás decir que estaremos presentes.

Más artículos
Enciclopedia inútil de la TV
Enciclopedia inútil de la TV: Letra «R»