«El único concepto que conocemos es el de hacer lo que podamos y tengamos ganas»

«Conspiranoia» es el nombre de la placa que acaba de editar «Proyecto Quasar», y que forma parte de una obra que incluye el disco «Paranoia», editado en 2016. Para una banda under puede resultar un proyecto ambicioso, pero para ellos no lo fue. Estuvimos charlando con Ignacio Ponzone, tecladista de Proyecto, y repasó todo sobre la historia de una banda que viene pateando la escena desde hace más de trece años.

«Proyecto Quasar» decidió armar un disco en dos partes en tiempos donde reina la instantaneidad y lo corto. ¿Se podría haber planteado editarlo todo junto?

En un principio el plan era sacar un disco solo, pero en el camino nos dimos cuenta que eran muchas canciones, varias duran más de 8 minutos; que el trabajo de edición de todas las canciones se iba a hacer muy tedioso y claro, también por lo que remarcas en la pregunta. Así quedaron dos discos de 35 minutos, y bastantes distintos entre sí.

El concepto «conspiranoia» engloba un significa fuerte y pesado. ¿Por qué lo eligieron? ¿Donde lo ven reflejado en la actualidad?

Lo elegimos porque es el titulo de la canción que abre el disco. La letra es bastante personal pero clara, nos surge por esta especie de momento extraño por el que estamos pasando donde parece que todo funciona de manera conspirativa, desde lo medios de comunicación, los que nos manejan, y los que nos siguen ahorcando lo poco de humanidad que nos queda.

¿Cuales son las diferencias sustanciales, más allá de lo temporal, entre disco y disco?

Las diferencias más claras están en el audio de ambos, y que en el primero elegimos las canciones más rabiosas dejando para la segunda las más cancioneras. La primera la hicimos con Juan Godfrid en la mezcla final y masterización, y la segunda la terminamos de la mano de Mario Breuer en MCL Records grabando voces, la mezcla final y masterización para CD y el vinilo que a fin de año tendremos gracias a los «Chancho Discos».

La banda cuenta con trece años de vida y cuatro discos sobre el lomo. ¿Que procesos no volverían a repetir? ¿Que concepto fue el que le quedó más grabado a lo largo de estos años?

Estamos aprendiendo todo el tiempo en el camino, por eso se cometen errores y se tratan de ir corrigiendo para que la banda siga en pie. El único concepto que conocemos es el de hacer lo que podamos y tengamos ganas, generando nuestro propio espacio, fechas, sin esperar nada de nadie y sin muchas mas pretensiones que seguir haciendo nuestra música.

Están trabajando con la gente de «Chancho Discos», gente que viene trabajando con muchas bandas emergentes». ¿Ustedes sienten que es un espacio que labura en la misma sintonía que ustedes?

Claro que sí, creo que eso es lo que nos termina uniendo, tan importante como la música. Los «Chancho Discos» son de esas cosas que ya casi no existen, un sello independiente autogestionado por músicos, trabajando para la música, para difundir este puñado de bandas que ellos creen que lo merecen y acá estamos, muy felices de formar parte del gran trabajo que están llevando adelante.

¿Cuales son las bandas de la escena que recomendarían escuchar a los lectores? ¿Por qué?

Proyecto Da Silva, Hiram, Hungria, Kjjjjjjjjj, La banda de los metales, Enmarte, Poveglia, son todas bandas bien distintas entre sí y con un nivel compositivo tremendo, y en la ejecución lo mismo. Todas bandas increíbles para ver en vivo realmente.

Más artículos
La Guarida
La Guarida: Fluyendo hacia lo colectivo